www.metalbrothers.es

Metalbrothers201601102211

domingo, 2 de marzo de 2014

La crisis de juego de Navarro

Navarro lleva ya unas cuantas semanas que no encuentra su juego, desde antes de la Copa del Rey, lo intenta una y otra vez pero no le sale. Por supuesto, anota algo pero ni de lejos lo que nos tiene acostumbrados. Hoy, sin ir más lejos, en el partido contra el Unicaja, tuvo dos tiros de tres totalmente librados y los erró increíblemente. Las bombas tampoco le van mucho mejor, es como si se le hubiese desviado el punto de mira, hasta da la impresión de que por una vez los rivales no están tan pendientes de él, le dan más distancia, aunque no le flotan "a lo Sada". Los rivales no son tontos, el scouting funciona y las defensas sobre Navarro son algo más laxas que cuando Navarro era Navarro al 100%, unas semanas atrás.

Algunos querrán ver en esta crisis de juego de Navarro el final de su carrera, que si está mayor, que si los años le pesan, que si ya no es el líder de antaño... Polleces. Navarro es un superclase, pero ya ha pasado por estas rachas de mal juego con anterioridad, él lo sabe mejor que nadie, y Pascual lo sabe también, por eso le sigue dando minutos como si estuviese en plena forma. Y no es la primera vez que le ocurre al crac, recuerdo una fase horrorosa de juego que pasó en el final de temporada del año que se jugaron los JJOO en Atenas. Navarro estuvo negado todo el campeonato, hasta la final en que se vistió de gala.

Pero hoy vi algo nuevo. Vi como Navarro se echaba las manos a la cabeza, por desesperación, lamentándose cuando falló un triple solo y una bomba de las que casi le salen con los ojos cerrados. Navarro no ha arrojado la toalla, sigue jugando y tirando, no es Sada, y lo seguirá haciendo hasta que encuentre el camino del aro otra vez, sin duda. Pero sí se le nota un tanto nervioso, incluso diría que un tanto desquiciado, algo casi inaudito en él.


Las buenas noticias es que a pesar de la crisis de juego de Navarro y a pesar del Pascual-sistema, el Barcelona se encuentra en el mejor momento de juego y resultados desde que empezó la temporada. Hay más jugadores que aportan, como Oleson que está de dulce, Papanikolau cuya presencia va creciendo en el parquet, un Tomic imparable en ataque o un Dorsey que es un vendaval. Luego hay otros, los de siempre, los jóvenes, como Abrines, Todorovic o Hezonha, que pagan el pato de estar a las órdenes de Pascual.

Contra lo que algunos piensan, el tiempo no corre en contra de Navarro, no esta temporada, corre a su favor, porque cuando lleguen los momentos décisivos, el final de la misma, Navarro volverá a ser Navarro, fino y seguro de sí mismo. Tiempo al tiempo.

2 comentarios:

  1. pues sí, aún le quedan muchas cosas que decir, pero oleson yo lo veo un paso por encima de el, y tiempo al tiempo con mario hezonja, que para mí, cada vez que le veo jugar me quedó flipado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Coincido en que ahora mismo Oleson aporta más que Navarro. En defensa siempre ha sido y es muy Oleson, pero lo que creo es que Navarro volverá por sus fueros y junto con Oleson harán una pareja demoledora.
      Yo a Hezonja no lo veo jugar, básicamente porque Pascualito no lo pone, un pecado.

      Eliminar