www.metalbrothers.es

Metalbrothers201601102211

viernes, 11 de marzo de 2016

El Gran Oso Blanco – Deshielo (2016)


1.Uno de los nuestros
2.Abismos
3.El Diablo
4.Sr. Ciempiés
5.Canción de guerra
6.Pájaros muertos
7.Impositor
8.Mi propia voz
9.Cordura
10.La Carne y el hueso

Kike Gutierrez: guitarra y voz
Sebas Bautista: guitarra
Paco Reig: batería
Sergio Navas: bajo


Este un grupo que acabo de descubrir, bueno, lo cierto es que a nivel de grabaciones están dando sus primeros pasos, pues hasta ahora sólo tenían un EP y ahora publican este “Deshielo”, que me ha sorprendido muy gratamente y me ha dejado un buen sabor de boca, es de ese tipo de discos de fácil escucha aunque por medio tenga bastante chicha.

Porque, efectivamente, estos señores, que son de Jaén, hacen una mezcla de estilos bastante heterogénea, y lo hacen con mucho gusto y excelente desempeño. A lo largo del disco te van a tocar diversos palos, una mezcla de sonidos setenteros con otros más modernos, con buena calidad instrumental y un vocalista que, sin ser un prodigio vocal, tiene una voz que le va miy bien al estilo y le pone personalidad a la apuesta del grupo. Bueno, como personalidad tiene también el curioso nombre del grupo y la portada del disco, bastante elocuente con como está el mundo en cuanto a medioambiente se refiere. Pero vayamos con lo musical,

Arrancamos con Uno de los nuestros, groove en las guitarras y aires stoner muy sobrios. La voz muy chulesca, con arrojo y personalidad, que va a ser una constante a lo largo de todo el disco, por momentos me recuerda a la de los Barricada en el tono macarrilla, pero tiene mucho más recorrido. Interesante la elaboración en la base rítmica y un solo muy hard rockero al estilo The Cult. Buen comienzo.

Abismos es un fiel reflejo de lo que comentaba con anterioridad, estamos ante una banda muy versátil, capaz de pasar de un tema de hard rock a otro de aires sabbathianos con la mayor credibilidad. Nos encontramos con riffs pesados y ritmos lentos, posteriormente una parada muy ambiental y vuelta a arrancar y así durante todo el tema. Mucho feeling el que nos deja esta canción, y estos grandes osos que nos empiezan a demostrar que son todo menos mancos.

El Diablo vuelve a ser un tema hard rock con sabor añejo en las guitarras, con riff machacón a lo largo de todo el tema y letras, otro asunto para anotar, de lo más interesantes. Sr. Ciempiés, bajo este curioso título se inicia el que es para mi uno de los mejores temas del disco. Se inicia en clavez jazzística para luego evolucionar hacia un riff dominante, intercalando solos y una parada muy bien ambientada con unos tremendos guitarrazos al estilo Steve Vai. Un temazo que suena clásico a más no poder.

Canción de guerra es otro tema de lo más interesante, de estilo hardrockero mayormente pero con adornos que enriquecen el tema de manera considerable. Como por ejemplo las voces con aires sicodélicos o la excelente aceleración final de la canción con ese punto de locura que me ha recordado muchísimo a los grandes Holocaust británicos.

Una de las constantes en la composición de estos señores es que todos los temas los cocinan a fuego lento, los van elaborando poco a poco, para acabar finalmente de dotar a cada canción de una carga compositiva más que considerable. Así, Pájaros muertos es un tema con un inicio a lo Barricada, rock urbano sucio y garagero, pero que se va acelerando y acaba con dosis de groove moderno a lo Mastodon, de nuevo la evolución constante en sus temas.

Impositor es uno de los temas más convencionales en su estructura, hard rock de toda la vida, aunque con un ritmo muy vivo y una excelente ejecución, mientras que Mi propia voz va más en rollo rock protesta. Cuando parecía que se tomaban un respiro vuelven a la carga con otro dos temazos más para cerrar el disco. En Cordura hacen aparición nuevamente los ritmos stoner, muy buenos arreglos y variaciones a lo largo del tema con una gran instrumentación final. Y la guinda al pastel la ponen con  La Carne y el hueso, el tema más largo del disco, más de seis minutos, que viene a ser un poco el compendio de todo el disco, ya que empieza en riffs sombríos de carga doom y mucho feeling, tiene una parada de ambiente bluesero y nos meten varios solos con mucho feeling, un tema muy dinámico, casi se podría decir que de metal progresivo.

En definitiva, que tenemos una nueva banda con mucho nivel técnico, muy divertidos debido a la gran variedad que ponen en liza a lo largo de todo el disco y un grupo que además consigue tocar la fibra sensible, temas que llegan y te hacen vibrar. Les auguro un buen futuro.

Puntuación: 7,5/10

2 comentarios: